Debate Público

Tiempo de cambios

 

 
Por Bertha Karolina Guillén Martínez
 
Obra de Kelvin López Nieves. Serie “Plein Air”. S/T. 2007. Óleo sobre tela. 140 x 170 cm.
 
A veces caminamos por la vida, tan agobiados por las cosas del día a día que no nos detenemos a mirar, que el mundo avanza y que las cosas aunque no lo parezcan, cambian. Cada día que pasa, algo cambia en nosotros, lo que ayer vimos negro, hoy puede estar un poco gris, o lo que estaba iluminado y muy claro, hoy puede estar oscuro.
 
Lo importante es que no perdamos el camino, es saber que vamos hacia un propósito y que todo nuestro afán estará en pos de ello, lo demás depende del cristal con que miremos. No está bien pensar que estamos parados en el tiempo, porque el tiempo no para, y tarde o temprano nos da factura a todos de su paso. Hasta las pirámides de Egipto que resisten su curso tienen huellas del tiempo. Entonces, ya basta de decir que nada cambia y que todo está igual, porque no es así.
 
Hace unos años eras un niño, luego un joven, mañana un anciano, y tu mentalidad no es la misma, ni tus conocimientos, ni tus aspiraciones en la vida. Estas fueron variando también, entonces, ¿por qué crees que cualquier sistema político, no está sujeto a estos cambios y variaciones del tiempo? No es cuestión de sentarse a esperar a que el tiempo solo, por el mero hecho de pasar cambie las cosas, es estar preparados para el cambio y actuar tomando las riendas de nuestras vidas, siendo consecuentes con nuestros sueños y principios, avanzando de manera conjunta con los años y construyendo nuestro futuro.
 
Cuando tenía 12 años, conocer otro país era una quimera, hoy tengo 23 y conocí España, con 7 años nunca estuve en desacuerdo con ninguna de las cosas que veía en mi país, con 12 no quería ser miembro de la Unión de Jóvenes Comunistas (UJC). Con 15 años no sabía de la existencia en Cuba de partidos políticos u opositores al gobierno, ahora sé que existen muchos. Hace unos años no se hablaba de las Damas de Blanco en televisión, hoy sus manifestaciones son noticias. Hace unos años nos conformábamos, hoy protestamos, aunque no sea públicamente. Las cosas sí están cambiando, tal vez no de la manera en que muchos esperaban, o no tan rápido, pero sí están avanzando. Claro que no podemos conformarnos con lo que se ha logrado, al contrario, ahora más que nunca hay que unir fuerzas para lograr mucho más, pero no podemos negar la realidad, y la realidad es que sí hay cambios en Cuba. Por pequeños que sean, los hay.
 
Por esto creo que es un buen momento para pintar esos ánimos perdidos de color esperanza, de brindar nuestro aporte a este anhelo de libertad que tenemos los cubanos. Por eso creo que es hora de apostar por Cuba y sus jóvenes, de ser fieles a este pedazo de tierra perdido en el mar y su gente, de ser coherentes con nosotros mismos y nuestros sueños y salir a luchar por ellos.
 
Es tiempo de cambios, se respiran cambios en mi tierra, no nos detengamos a esperar a que estos tiempos pasen, alimentemos este tiempo, aprovechemos los vientos a nuestro favor para izar las velas y poner en marcha nuestro barco.
 
Bertha Karolina Guillén Martínez (Pinar del Río, 1976).
Estudiante de Humanidades en el Centro Cultural Padre Félix Varela