Educación

Curso escolar 2009- 2010. Sin bombos ni platillos.

Por Sironay González Rodríguez
Como cada año, el primero de septiembre, comenzó un nuevo curso escolar. También, como siempre, los medios de comunicación nacional se hicieron eco de este evento que este año tiene características especiales, aunque no se mencionen en toda la propaganda que prepara el Gobierno para estos días. El transporte, la alimentación, el desgaste del mobiliario y los exigentes exámenes para ingresar a la educación superior, son solo algunos de los problemas que preocupan tanto a estudiantes como a padres, haciendo del curso 2009- 2010 una carrera llena de incertidumbres y dificultades.
La guillotina
Como es sabido, desde el curso pasado, comenzaron los exámenes de Español; privando de graduarse a una gran cantidad de estudiantes, muchos de ellos con sus trabajos de diploma terminados.

Leer más...

“Transformaciones” en la Educación.

Por Margarita Gálvez Martínez
Hace pocos días leí en el periódico Guerrillero (edición del viernes 5 de junio de 2009), órgano del Partido Comunista de Cuba en la provincia de Pinar del Río, que, entre las transformaciones que se aplicarán en el sector educacional a partir de Septiembre, en pos de una mayor calidad, está el énfasis en la formación ideológica y patriótica.
Es indiscutible que hay que elevar la calidad de la educación en Cuba y que, para ello, deben implantarse muchas transformaciones, pero ¿es la formación ideológica y patriótica la que necesita ese énfasis? Creo que, por el contrario, en la educación sobran los programas de ese corte en los planes de estudio.

Leer más...

¿Verdi o Puccini? El surrealismo cubano.

Por Lester Sibila
ImageUn proceso de importancia vital tuvo lugar por estos días en nuestro país. La importancia no radica, sin embargo, en su evidente grado de dificultad para quienes fueron objeto de él, ni siquiera en su repercusión para sus profesiones, y mucho menos por el extenso grupo de graduados a quienes afectó. Nada de lo anterior constituye en realidad lo relevante, más bien alarmante del fenómeno, sino simplemente su resultado.
El examen diagnóstico en la asignatura de español que se le aplicó a los alumnos próximos a graduarse de niveles superiores de educación en varios perfiles, dio, como solo podía dar, un resultado inesperado para los funcionarios del MES y otro bien conocido para sus calificadores y personas en general que alguna vez hayan dedicado parte de su tiempo a conversar con algún estudiante promedio de las carreras examinadas.

Leer más...

Cultivar la convivencia, una solución al problema.

Por Tomás Pérez Morejón
“Nunca es tarde si la dicha llega”, reza el refrán para consuelo de los más desesperanzados. Claro, que medio siglo es suficiente para convertir en insensibles escépticos a los más ilusos fanáticos. No pretendo en esta ocasión hacer la extensa relación de las tantas insatisfacciones que padece el frustrado cubano medio.
Y es que la provisionalidad tocó el cariz de lo perenne a consecuencia de acostumbrarnos a oír y aceptar sin cuestionar ni discutir y mucho menos protestar. La costumbre se convierte en esa mezcla de ley e imposición que nos hace sumergir en un insalvable paternalismo.

Leer más...

Debe ajustarse un programa nuevo de educación.

Por Yosvani Wilson Ordónez
El año 1959 marcó en Cuba el inicio de nuevas metas y retos para la educación; educación que tenía un precedente tan luminoso y digno, con figuras tan relevantes como: Varela, José de la Luz y Caballero, Mendive, Martí; por solo mencionar a los que se pueden considerar padres de la Pedagogía cubana, y este precedente hoy se ha visto en declive por las nuevas concepciones de la educación en Cuba.
No ha sido bueno el nuevo modelo educacional y debemos asegurarnos de que el futuro (por el bien de la Patria) se vuelva luminoso, después de tanto tiempo de tinieblas:
Decía nuestro Apóstol; “Hombres vivos, hombres directos, hombres independientes, hombres amantes, - eso han de hacer las escuelas, que ahora no hacen eso.”

Leer más...

Enrique José Varona: política, economía y educación

Por Dimas Castellanos
La República de Cuba, emergida en medio de la ocupación norteamericana, heredó un conjunto de problemas irresueltos que están recogidos en documentos que van desde los reclamos de Félix de Arrate, a mediados del siglo XVIII, hasta el proyecto republicano de José Martí, de fines del siglo XIX. A fines de este último siglo XIX, cuando el azúcar era el principal producto del mercado internacional y Cuba contaba con la primera industria azucarera del mundo, las exportaciones a Estados Unidos sobrepasaban el 90% de sus zafras. La Isla comenzó a depender económicamente del vecino del Norte mientras en política continuaba dependiendo de España.
En 1898 la Guerra de Independencia alcanzó un punto de equilibrio entre el ejército español y las fuerzas insurgentes; contexto en el cual se puso a la orden del día la posible anexión política. En abril de ese año, el Congreso estadounidense emitió la famosa Resolución Conjunta y declaró la guerra a España. En cinco horas de combate la potente escuadra naval española quedó sepultada en la bahía santiaguera y con ella, el dominio político sobre la Isla.

Leer más...

Problemas de conciencia en Cuba

Por Jesuhadín Pérez Valdés
Miguel A. Couret. Serie 'Las Máscaras'. Acrílico/Cartulina.120x80. 2006.Tomás es chofer profesional y succiona gasolina desde el tanque de su auto para venderla en el mercado negro... Julio manipula el disco de su metro contador… Henri, profesor de lengua inglesa, se las arregla para que al final de la repartición de la base material de estudio le sobren algunas cosillas… Todos se apropian de un recurso que no les pertenece, ninguno tiene cargos de conciencia.
Saben que parte de sus ingresos son de dudosa fe. Pero, para evitar remordimientos, no piensan en ello. Además cuentan con la complicidad de la mayoría de la sociedad. Para sí, no roban, sino que recuperan un honorario merecido que el Estado no es capaz de otorgarles.
Precios altos, salarios bajos, la constante de la ecuación solo tiene una tramitación posible: marginalidad. No hay más ética que la de la necesidad ni más norma que la sobrevivencia. Subsistir a toda costa, y la situación no da espacio para más.

Leer más...

Piedad pedagógica y crítica de la ilustración

Por Emilio Ichikawa
La definición de partida de la intención ilustrada la recoge Kant en su artículo “¿Qué es Ilustración?”. Es sencilla: “!Sapere aude! Ten el valor de servirte de tu propia razón.” Kant no es un igualitarista, sino un aristócrata de la razón, de las luces. Según creía, los individuos que tienen la valentía de pensar con cabeza propia alcanzan una dignidad que los sitúa por encima del resto de las personas.
No digo, y es más, no creo, que Kant estuviera acertado. Creo en la igualdad de los seres humanos no solo como punto de partida, sino también como punto de llegada. Solo trato de exponer su lógica y explicar los fundamentos de la creencia ilustrada en este nuevo autoritarismo (el de las luces), que trataba de imponerse a otros autoritarismos vigentes en la Europa de su tiempo como eran el autoritarismo de las armas, el de las clases o el de las razas.

Leer más...

El sistema educacional cubano en crisis total y profunda


Por Livia Gálvez
Alma Mater. Universidad de la HabanaAnte la aguda crisis que atraviesa el sistema de educación cubano la respuesta no es precisamente alentadora. En los distintos niveles la crisis se justifica con la propia crisis. Me explico: cuando existe una reclamación, una queja, una exigencia, sencillamente las personas o instituciones requeridas responden: “es imposible resolver porque nuestro sistema está en crisis”. ¿Hasta cuándo? No saben. ¿Qué hacer? Tampoco.
En un país donde hasta las más pequeñas soluciones hay que “bajarlas” no se pueden dar inmediatas respuestas.

Leer más...